4 nov. 2010

Está usté enfermo.


Hace ya unos meses de mi última visita médica, aunque se que algún día tendre que  volver. Fue eso en el mes de junio, y tenía unos dolores en la espalda. Cuando entre en la consulta, la médica empezó por preguntarme la edad, mi peso y mi estatura, no me estaba gustando nada este asalto a mi intimidad. Después de un rato de mirarme de arriba a abajo, y sin ningún tipo de piedad, se dirigió a mi y me dijo esas palabras ¡Está usté enfermo! Yo ya había aguantado bastante durante los veinte minutos de consulta y al final pues tuve que salta... ¡No, la enferma es usted! ¡Qué desde que he llegado no ha parado de tocarme! y por no decir que me ha dejado aquí en calzoncillos y con mis calcetines de deporte... Ella parecía mirarme extrañada como diciendo con su mirada que no entendía nada. Así que al ver su cara no pude hacer otra cosa que salir de allí dando un fuerte portazo. Eso sí, creo que algún día tendré que volver a por mis pantalones.

6 comentarios:

Fran dijo...

En Junio y con calcetines...vaya, vaya

Alberto Sobrino dijo...

Era a primeros de junio, jajaja.

Yolanda dijo...

jajaja

Laura Catalán dijo...

Comparto tu desagrado por ir al médico, esa respuesta me hubiera gustado darla más de una vez ;)

Alberto Sobrino dijo...

:-)

XAdRiX dijo...

Jajajajaja!!